Trastornos de la alimentación – Psicólogo Cartagena

Los Trastornos de la Alimentación cada día son más frecuentes y preocupantes en nuestra sociedad. La obesidad infantil y la obesidad mórbida en adultos están avanzando progresivamente en nuestro país, como lo hizo en décadas anteriores la anorexia o la bulimia. También están apareciendo nuevos trastornos como el Trastorno por Atracón, la Ortorexia o la Vigorexia.

Estos Trastornos de la Alimentación vienen acompañados de sentimientos de culpa, tristeza, inadecuación, rechazo social, dificultades laborales, dificultades en las relaciones con amigos y familia, problemas de pareja, incluso autolesiones o ideas suicidas, etc.

Es necesario acudir a un psicólogo ya que un abordaje profesional del problema evitará la cronificación de cualquiera de los Trastornos o su agravamiento.

Trastornos de la alimentación más habituales

  • Anorexia Nerviosa: Intento de reducir el peso corporal al mínimo utilizando el ayuno.
  • Bulimia Nerviosa: Conducta parecida a la anorexia en el intento de reducir el peso, en este caso el paciente come compulsivamente (atracones) para después provocarse el vómito.
  • Bulimarexia: Unión de Bulimia y Anorexia alternándose en el mismo periodo de tiempo.
  • Comedores Compulsivos o Trastorno por Atracón: La ingesta de alimentos es más rápida y periódica de lo normal, comen en exceso, lo que provoca problemas de ansiedad, sobrepeso, problemas de autoestima, malos hábitos alimenticios, etc.
  • Ortorexia: Obsesión patológica por la comida sana y la dieta.
  • Vigorexia: Obsesión por un cuerpo perfecto. La dedicación al ejercicio físico es excesiva, incluso se puede abusar de fármacos y dietas, pudiendo llegar al dopaje.
  • Obesidad: No es propiamente un trastorno pero se relaciona con ellos, y es uno de los problemas más frecuentes y se relaciona con mala alimentación, hábitos no saludables, herencia biológica… Se puede definir la obesidad como un síndrome clínico caracterizado por un aumento de la proporción del tejido adiposo en relación con el peso corporal total. La obesidad mórbida es la manifestación máxima.

En un alto número de casos, las personas tienen trastornos en la alimentación sin que sus familias o amigos sospechen que tienen un problema. Conscientes de que su conducta no es normal, las personas con trastornos en la alimentación pueden retraerse del contacto social, ocultar su conducta y negar que sus patrones de alimentación sean problemáticos. Por eso, el principal inconveniente es detectarlo ya que raramente desaparecen por sí solos y dejarlos sin tratamiento puede tener consecuencias graves.

Una vez que el psicólogo ha identificado problemas importantes que requieren atención y desarrollado un plan de tratamiento, ayuda al paciente a reemplazar pensamientos y conductas destructivos por otros más positivos. Por ejemplo, el psicólogo y paciente pueden trabajar juntos para concentrarse en la salud en lugar del peso. Sin embargo, simplemente cambiar los pensamientos y conductas del paciente no es suficiente. Para garantizar una recuperación duradera, se deben explorar los problemas psicológicos subyacentes al trastorno de la alimentación.

En nuestro centro somos especialistas en este tipo de terapia además de en la evaluación y el tratamiento de los Trastornos de la Conducta Alimentaria. En las situaciones más difíciles nuestro trabajo se complementa además con el asesoramiento a los familiares con el fin de que puedan afrontar y manejar estas situaciones de la mejor forma posible.

Últimas entradas sobre adultez

Escribe lo que quieres encontrar y presiona Intro

Shopping Cart